miércoles, agosto 17, 2016

De milagro y con donativos trabaja el Centro de Salud de Petaquillas

Trabajadores del Centro de Salud de Petaquillas solicitaron a las autoridades del municipio y de la Jurisdicción Sanitaria de la Zona Centro, que sea constante la dotación de medicinas y material de curación, porque a pesar de que se estipula que se les deben entregar remesas cada dos meses, el año
pasado sólo les surtieron de ambos insumos en dos ocasiones.
La situación más delicada es que a pesar de que el alcohol es una sustancia primordial en el material de curación, no reciben ese insumo desde hace dos años y lo surten de donaciones de la población de Petaquillas.
Ese centro de atención médica ya estuvo en paro de labores hace un par de meses, apoyado por los habitantes del poblado, en exigencia de reparaciones al inmueble, las que se hicieron a medias por el ayuntamiento capitalino, que por ejemplo, hasta la fecha no arregla el compresor para el consultorio dental.
En ese centro hay tres consultorios de medicina general para atender a una población estimada de 15 mil personas, y hasta la fecha hace falta un doctor que atienda al barrio de Santa Cruz, que mientras es atendido por la coordinadora Yoali Leyva Enríquez.
En el caso de la dotación de medicinas, Leyva Enríquez informó que les acaban de surtir, "esperamos que sea bimestral y constante ese apoyo, porque el año pasado sólo nos entregaron medicamento en dos ocasiones. Debemos tener abasto suficiente porque tuvimos supervisión nacional y tenemos en orden nuestro trabajo", externó.
Indicó que hay consultorios que han sido pintados por la misma población, así como los focos del Centro de Salud que también fueron donados. "En el caso de material de curación, nos llegaron gasas, guantes, no en demasía pero llegaron; alcohol no nos ha llegado desde el año pasado, a nosotros nos ha surtido de alcohol la comunidad".
"Ahorita vino un paciente que se dedica a la carpintería y traía una herida muy profunda, no teníamos alcohol, pero se le dio la atención, se le suturó y la esposa en agradecimiento nos trajo una garrafa de alcohol; es así como hemos estado trabajando", refirió.
La doctora añadió que las autoridades ponen como justificante "que no hay recursos", por eso no les surten de alcohol para este centro de salud comunitario que atiende a una población de 15 mil personas y donde laboran 42 trabajadores, entre médicos, enfermeras, sicólogos y trabajadores administrativos. (www.agenciairza.com)

No hay comentarios.: