sábado, octubre 22, 2016

Capturaron a Felipe Flores Velázquez, pieza clave en la desaparición de los 43



Acapulco, Gro.— El gobernador Héctor Astudillo Flores celebró la captura de Felipe Flores Velázquez, ex director de la Policía Municipal de Iguala, y señalado como uno de los principales responsables de la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa, entre la noche del 26 de septiembre y la madrugada del 27
de ese mismo mes en el 2014.
Fuentes de la Procuraduría General de la Republica (PGR) dijeron que Felipe Flores fue capturado por fuerzas federales en la propia ciudad de Iguala, Guerrero, a dos años de mantenerse prófugo de la justicia, tras ser ubicado como uno de los principales responsables de la desaparición forzada de los 43 estudiantes de Ayotzinapa.
Astudillo Flores comentó: "esta captura es muy importante porque sin duda es una pieza fundamental para conocer más a fondo qué pasó con los 43 normalistas desaparecidos en Iguala".
El ex secretario de seguridad pública durante la administración del ahora ex alcalde de Iguala José Luis Abarca (actualmente preso), fue detenido alrededor de las 7 de la mañana de este viernes cuando se movía a bordo de un transporte público en esa misma ciudad, donde la noche del 26 y 27 de septiembre del 2014 habría participado en la desaparición de los 43 normalistas.
La PGR ofrecía una recompensa de 2.5 millones de pesos a quien aportara datos para lograr la captura de Felipe Flores, pero fueron trabajos de inteligencia de la propia Policía Federal los que posibilitaron su captura.
El gobernador puntualizó: "es un paso muy importante para que se pueda esclarecer lo que sucedió con los estudiantes aquella lamentable noche en Iguala. Estaremos muy pendientes de lo que suceda con esta detención".
Al ser capturado, Felipe Flores no opuso resistencia y ahora es sumado a las más de 120 personas probablemente involucradas en el asesinato de seis personas, entre ellas tres normalistas, y la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, el 26 y 27 de septiembre del 2014.
La detención de Flores Velázquez coincide con la liberación del ex alcalde perredista de Cocula, Erik Ulises Ramírez Crespo, quien estaba recluido en el penal federal número 12, en Ocampo, Guanajuato, acusado de delincuencia organizada, pero, al parecer, la Procuraduría General de la República no presentó las pruebas de cargo suficientes para mantenerlo en prisión.
En Cocula, municipio vecino de Iguala, es en donde se encuentra el basurero en el que habrían sido quemados los cuerpos de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, hasta hacerlos cenizas, según la llamada “verdad histórica” de la PGR. (www.agenciairza.com

No hay comentarios.: