jueves, noviembre 10, 2016

Acusan de explotación a empresa de limpieza



Una decena de trabajadores de la empresa Servicio de Limpieza (SILIMPA) que laboran en oficinas de la Secretaría de Educación Guerrero (SEG), protestaron este miércoles en demanda de que les sean pagados al menos 25 días de salario devengado.
Los empleados inconformes se concentraron este miércoles, cerca de las 11:00 horas, en las oficinas de la Coordinación Estatal de Educación a Distancia  de la SEG, ubicadas en la avenida Miguel Alemán, en esta capital.
Ahí denunciaron que la empresa SILIMPA, avecindada en Acapulco y con una oficina en Chilpancingo, en la que nunca atienden, los han engañado con la entrega de sus pagos que deberían percibir de manera quincenal por el servicio de limpieza que realizan en diversas oficinas educativas.
Marlene Yareli Ruiz Mendoza, trabajadora afectada y amenazada con ser despedida, recriminó que pese a que les pagan 70 pesos diarios, cuando faltan algún día los jefes les descuentan hasta 300 pesos por concepto de multa, lo que consideraron como una incongruencia y “un acto injusto”.
Los vulnerables trabajadores realizan el servicio de limpieza en el ex Instituto de Educación Básica y Normal, la Coordinación Estatal de Educación a Distancia, el Departamento de Educación para Adultos y en el Centro de Capacitación para Maestros, dependientes de la Secretaría de Educación Guerrero.
Aclararon que fueron contratados para dar servicio de limpieza a estas oficinas; sin embargo, se quejaron de que directivos de la empresa “son abusivos”, porque cada fin de semana los llevan a chaponar (cortar la maleza) y levantar escombros en las oficinas del ex INEBAN, esto a raíz de que fueron tomadas durante dos años por maestros de la CETEG, dejándolas en malas condiciones.
Denunciaron que si ellos no realizan la limpieza de la maleza los fines de semana en esas oficinas, días que no les tocaría laborar, no les toman asistencia y los multan con 300 pesos.
Externó que en esta situación están más de 70 trabajadores de limpieza; sin embargo, dijo que algunos de ellos no luchan  por sus derecho salariales por temor a represalias.
Ante esta situación, los afectados anunciaron que interpondrían una queja en la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos (Coddehum) y otra ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, para que les paguen los adeudos. (www.agenciairza.com)

No hay comentarios.: