viernes, noviembre 18, 2016

Ecología municipal realizará un operativo por el "Buen Fin"



Con la finalidad de combatir la contaminación auditiva en la ciudad, el gobierno municipal que preside el alcalde Marco Antonio Leyva Mena, pondrá en marcha el Operativo Buen Fin, que consiste en regular los decibeles de los diversos establecimientos comerciales en esta temporada de ofertas.
Alejandro Zepeda Castorena, director de Ecología y Recursos Naturales Municipal,  dio a conocer que durante esta temporada del Buen Fin, los diversos establecimientos comerciales realizarán sus promociones  a través de bocinas y perifoneo, que en muchas ocasiones provocan alguna contaminación de tipo auditiva por el exceso de decibeles.
Por lo que refirió que este tipo de contaminación debe de ser regulada de acuerdo a la Norma Oficial Mexicana, la cual indica que debe de ser vigilada, observada y aplicada en cierto rango de decibeles,  donde  a través de un sonómetro se miden los decibeles de los vehículos que realizan perifoneo por la ciudad y a través de  bocinas fijas, “estos deben de cumplir con la normatividad de 68 decibeles como máximo”, dijo el funcionario municipal.
El director de Ecología Municipal invitó a los dueños y encargados de los diversos establecimientos mercantiles a que acudan a la dirección de Ecología Municipal, ubicadas en el primer piso del ayuntamiento de Chilpancingo, en un horario de 9 de mañana a 9 de la noche, presentando un formato de solicitud que se proporciona en la dirección; copia de la credencial de elector e identificación del propietario, gerente o responsable del negocio y un comprobante de domicilio, “este trámite tiene un costo de 150 pesos por el tiempo que abarca el denominado Buen Fin”.
Cabe mencionar que dicho operativo para evitar contaminación auditiva, se realiza de manera permanente en coordinación con Gobernación Municipal, “y que lo intensificamos ante la demanda de la ciudadanía, sobre todo en los establecimientos que están rodeados de casas habitación, y así evitar contaminar el ambiente y evitar las molestias a los vecinos y transeúntes por el ruido excesivo”.
Por lo que a partir de este viernes se comenzará con el operativo en punto de las 9 de la mañana, donde personal de la dependencia iniciará con recorridos pie a tierra y en vehículos por el centro de la ciudad, el encauzamiento Alejandro Cervantes Delgado y los diversos centros comerciales para verificar que todo esté dentro de la normatividad. 
El director de Ecología destacó que quienes no acaten la norma, se harán acreedores a una multa de hasta 22 mil 400 pesos, por rebasar los decibeles permitidos.


No hay comentarios.: