sábado, marzo 04, 2017

Hoy cambia líder la CETEG y sigue la pugna por el poder



En medio de descalificaciones y conatos de violencia transcurrió el segundo día de actividades del Congreso Estatal Extraordinario de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), luego de que maestros del grupo de Antonia Morales irrumpieran en las oficinas de esta organización
magisterial, donde realizaban parte de los trabajos tendientes al cambio de dirigencia previsto para este sábado.
El grupo de Antonia Morales inició en la alameda una marcha que inicialmente realizó una parada frente a las oficinas de la Comisión Estatal de Defensa de los Derechos Humanos y pidieron al presidente que saliera y frente a la concurrencia manifestara una postura en torno a la aprobación de la ley que aprueba a los patrones pagar sólo el 50 por ciento de sus salario si los trabajadores  sufren accidentes laborales.
El discurso del ombudsman Ramón Navarrete Magdaleno fue de solidaridad con los trabajadores a quienes dijo que no se deben cortar los derechos que han ganado. Después de eso los alrededor de 150 cetegistas siguieron su camino al sur de la ciudad para llegar hasta las oficinas de la CETEG donde abrieron por la fuerza el portón y se metieron hasta el sitio donde trabajaban la mesa tres del Congreso extraordinario.
Minutos después al sitio llegó un grupo de maestros encabezado por Carlos Botello, quienes acudieron en apoyo de sus compañeros congresistas, esto generó un conato de violencia en el que los maestros se empujaron y gritaron insultos mutuamente acusándose de traidores a las bases y principios de la CETEG.
Las dirigencias de ambos grupos dialogaron en la calle y se ofrecieron acuerdos para que este grupo llegara hasta el auditorio del Conjunto Jacarandas y dialogara con la nueva dirigencia para que se les considere, con ello el grupo de Antonia Morales se concentró al final de la calle para analizar la propuesta, misma que al final no se aceptó.
Antonia Morales indicó que el Congreso es espurio porque en él no están participando más que dos regiones, además de que hay delegados que se registraron sin tener la representatividad de las bases, dijo.
Acusó a Ramos Reyes Guerrero de estar subordinado al Gobierno del Estado y que por ello genera divisionismo en la CETEG, pues el Estado puede doblegar y manipular a una CETEG dividida, algo que no había podido hacer mientras el movimiento caminó unido, afirmó.
La dirigente Antonia Morales Vélez advirtió que no reconocerán los acuerdos que emanen de dicho Congreso.
Alrededor de las cuatro de la tarde, el grupo de Antonia Morales reinició su marcha, llegó hasta el cine Jacarandas que es la sede oficial del Congreso, ahí realizaron un pequeño mitin y después se retiraron sin causar más interrupciones a las actividades. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: