viernes, abril 07, 2017

Vecinos de colonias demandan la destitución del director de Capach



Habitantes de colonias que se agrupan en el Bloque Sur, protestaron en la puerta de la oficina de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo para demandar la inmediata destitución del director, Juan Antonio Ramírez Valle, a quien acusan de ser inepto para atender esta institución y por ello se
agravan los problemas de abasto en toda la ciudad.
Javier Bello Torres, dirigente de esta organización, dijo que lamentablemente en más de 20 colonias donde esta tiene presencia el agua no ha llegado en más de un  mes y por eso ayer  se enviaron pequeñas representaciones a manifestarse en la puerta de la CAPACH y demandar que se destituya al director quien, según dijo,  no está cumpliendo las expectativas que requiere esta institución.
Señaló que el anterior director Nabor Ojeda de la Peña, no  tenía una varita mágica para resolver el problema pero conocía la problemática y diseñaba estrategias para hacer tandeos de forma ordenada y no como los que se están dando ahorita en que toda la ciudad tiene un mes sin abasto de agua.
“Le decimos a Marco Antonio Leyva que no se deje manipular por Manuel Añorve que le está trayendo funcionarios que dejaron muchos pendientes y no arreglaron el problema del agua en Acapulco, además que ni siquiera conocen la problemática que se tiene en esta capital”.
OBRA MAL HECHA
Los quejosos indicaron que también están demandando que se repare una obra que el gobierno hizo mal en la colonia Lomas de Chapultepec al norponiente de la ciudad donde se pavimentó un circuito muy bonito, pero cuando se conectó el sistema de agua el pavimento se abrió y se formaron fuentes porque los tubos no se encuentran bien colocados.
La obra fue inaugurada hace menos de un año por el gobernador Héctor Astudillo Flores, debido a que le invirtieron recursos municipales y estatales, pero lamentablemente hasta el momento la colonia no puede tener agua por la tubería dañada.
Señalaron que incluso los vecinos han ofrecido a la Capach comprar el material que se requiere para hacer las reparaciones y que su personal haga las conexiones bien hechas, pero sólo fueron, rompieron el pavimento nuevo y dejaron todo abandonado.
“Es un insulto que una calle nueva tenga este tipo de problemas y que no presten atención para repararlos sólo porque estamos en una zona donde vive gente pobre, porque si allí viviera un político ya habrían enviado gente a repararlo”. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: