lunes, mayo 29, 2017

Escuchar “los motivos del lobo”, si es de ayuda para resolver conflictos: Obispo



 El obispo de la Diócesis Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel Mendoza, confirmó que mantiene un canal de diálogo con mandos de grupos de la delincuencia organizada en diferentes partes del estado, sin embargo existen zonas de Tixtla y Chilapa en las que no ha logrado tener acercamiento con quienes controlan el
territorio.
Señaló que esta comunicación ha servido para resolver conflictos como el que se suscitó hace unos días entre el FUSDEG y la UPOEG en Tierra Colorada en el que la Iglesia intervino para que hubiera diálogo entre las partes y hoy estén en “Stand by”, también dijo que este canal con los líderes de la delincuencia logró destensar un conflicto en el municipio de Tetipac donde incluso a la policía estatal habían desarmado.
“Ahí a la persona que tiene el control le asesinaron a dos hijos y se generó una situación de repercusión, cerraron las escuelas y centros de salud, y el sacerdote del lugar pidió apoyo del gobierno que nos envió a la Policía Estatal, pero a ellos los desarmaron, finalmente logramos dialogar con esta persona y las cosas retomaron su normalidad”.
Salvador Rangel estableció que desafortunadamente existen muchos grupos nuevos que legan de otras entidades a establecerse en territorio guerrerense y con ellos no se tiene canal de comunicación, es más ni siquiera se sabe quiénes son o de donde vienen, estos grupos se han detectado en la región de Tierra Caliente, Chilapa e Iguala y se presume que provienen de estados como Michoacán, Puebla y el Estado de México.
El obispo ofreció ayer domingo una misa para orar por los comunicadores y trabajadores de prensa, en el marco de la 51 Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales, ahí pidió a los periodistas hablar con la verdad, no ser vendidos con el gobierno y no sólo dar malas noticias, “si uno se acerca al puesto de periódicos verá que todos escurren sangre porque es lo que vende, y los entendemos porque tiene que comer y es la noticia que más se vende, pero deben mediar en la información y lograr un equilibrio, de noticias buenas y malas.
Pidió a los periodistas que ayuden a la sociedad, “como ejemplo les pondré a un niño si todos los días lo regañan le pegan y le dicen que es tonto, crecerá en una situación inadecuada, así la sociedad si todos los días recibe malas noticias creamos seres humanos que pierden la capacidad de asombro y cree que está bien que haya personas descuartizadas”.
Dijo que lamentablemente el gobierno y periodistas vendidos siempre dirán que las cosas están bien y que todo funciona con normalidad como el caso de Chilapa donde decían que no pasa nada pero había 14 descabezados, en Tierra Caliente decían que todo estaba bien, y “El Tequilero” estaba operando de manera singular.
“Los problemas existen, y no podemos ocultarlos, sin embargo tenemos que buscar la forma de que junto a las notas malas también haya notas buenas y se genere un equilibrio”.
3 SACERDORES EXTORSIONADOS.
El obispo reveló que en la zona de Chilapa ha tenido tres casos de sacerdotes que han sido víctimas de la delincuencia y en dos casos el tema se resolvió dialogando con quienes controlan la plaza delincuencial, de tal forma que en este momento sólo se reporta un caso en el que el sacerdote es víctima del acoso delictivo.
Destacó que su homólogo de Ciudad Altamirano, Maximino Miranda Martínez,  también fue víctima de la delincuencia en la zona de Acapetlahuaya donde hace un par de semanas siete reporteros fueron privados de su libertad y despojados de sus pertenencias por un grupo armado, el obispo fue asaltado y lo despojaron de  su camioneta.
Otro obispo que sufrió extorsión fue el de Tlapa, Dagoberto Sosa Arriaga,  a quien le cobraran piso en la catedral de ese lugar, pero igual con el diálogo se ha logrado que se respete el trabajo de la Iglesia, sin embargo recientemente llegó otro grupo armado a este lugar al parecer proveniente de Tlapa y es quien se está apoderando de la plaza y con este grupo no hay canal de diálogo.
GOBIERNO DISTANCIADO
Finalmente el obispo indicó que a raíz de que ha revelado que tiene diálogo con grupos armados, el gobierno se ha distanciado y el Secretario General de Gobierno no lo quiere ver, “yo tampoco quiero verlo”, sin embargo insistió que es mucho mejor tener este canal de comunicación abierto que no tenerlo porque a través de él se han resuelto muchos conflictos.
Se enojó el Fiscal, se enojó el secretario General de Gobierno, el Congreso y el propio Gobernador, por que decidí tener este canal de diálogo, algo que ellos no tienen pero nosotros hacemos lo que San Francisco de Asís hizo en las Razones de el Lobo, dialogar para conocer las razones de los demás. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: