viernes, mayo 12, 2017

Hay estudiantes de nivel básico que aún reciben clases en condiciones indignas



El director general del Instituto Guerrerenses para la Infraestructura Física Educativa (IGIFE), Jorge Alcocer Navarrete, reconoció ayer que en el estado todavía hay estudiantes del nivel básico —preescolar, primaria y secundaria— que reciben clases en condiciones indignas además de que hay cuando menos 150 planteles
educativos que por los daños que presentan necesitan ser demolidos, pues además son edificios que ya tienen muchos años de antigüedad.
El funcionario estatal fue entrevistado la mañana de ayer al término del evento en el cual la presidenta del DIF Guerrero, Mercedes Calvo de Astudillo, en representación del gobernador Héctor Astudillo Flores quien finalmente no pudo acudir, colocó la primera piedra de un edificio de dos niveles de la Escuela Primaria “Francisco Figueroa Mata” en la colonia del mismo nombre, en esta capital del estado.
Ahí, Alcocer Navarrete reconoció que es en las regiones de la Montaña y Costa Chica donde alumnos de preescolar, primaria y secundaria todavía reciben clases en condiciones indignas, situación que el gobernador Héctor Astudillo Flores está decidido a cambiar, apuntó.
Eso sí, resaltó que de las 12 mil escuelas que hay en Guerrero prácticamente todas necesitan de alguna mejora o equipo para su buen funcionamiento, es decir, desde una butaca hasta alguna rehabilitación o reconstrucción parcial o total: “en la mayoría hay necesidades apremiantes, y seguramente con el programa Escuelas al Cien y los apoyos que aplica el gobernador iremos abatiendo el rezago”.
Por eso mismo, indicó, el 68 por ciento del presupuesto que maneja el IGIFE será destinado para atender las escuelas que presentan los mayores rezagos en la zona rural, en tanto que el 32 por ciento será para los planteles educativos del área urbana.
Indicó asimismo que los gobiernos federal y estatal tienen detectadas las escuelas que requieren atención inmediata con el visto bueno del Fondo Nacional de Desastres Naturales (Fonden) y de estas, 150 planteles que tienen muchos años de antigüedad necesariamente requieren ser demolidos y reconstruidos totalmente, en tanto que hay otros que presentan daños parciales. (Baltazar Jiménez Rosales)

No hay comentarios.: