viernes, julio 07, 2017

Temen se suscite una epidemia en el mercado por la insalubridad que priva



Una verdadera bomba de tiempo representa el mercado “Baltasar R Leyva Mancilla” de esta capital por el muy alto grado de contaminación que existe en el mismo debido a la falta de recolección de basura y por el drenaje que se encuentra colapsado y fluye encima de las calles.
En la parte norte de la central de abasto, se encuentra el área de carga y descarga de camiones y junto a esta un depósito para que los comerciantes utilizan para dejar sus desechos que después camiones del gobierno deben llevar hasta el basurero municipal.
Sin embargo, debido al conflicto que se tiene en el basurero de la comunidad de El Platanal, municipio de Eduardo Neri, desde hace una semana que no se retiran los desechos.
De acuerdo con operadores de camiones que hacen la ruta para llevar los desechos al basurero, desde hace varios días que en El Platanal se impidió el paso de los camiones a dejar la basura, debido a una diferencia con el alcalde de Chilpancingo, “la fila de camiones que pretendían entrar era como de un kilómetro, pues no dejaron entrar ni a los de Zumpango.
“La comisaria de el platanal quería que fuera el presidente a hablar con ella y no sabemos cómo se resolvió el tema, y aunque ya dejan entrar a  los camiones ahora se tiene que hacer una espera de varias horas debido a las malas condiciones del camino”.
Agregaron que el administrador del mercado le solicitó camiones de volteo y una máquina al presidente municipal para poder retirar toda la basura que se acumuló en este lugar, sin embargo no le han dado respuesta.
La concentración de desechos, genera malos olores que se esparcen en todo el mercado y especialmente en las naves tres y cuatro que son las más cercanas y justamente son en las que se tiene las fondas, así como los comercios de carnes y quesos, por ello se teme que las bacterias que se producen en la basura puedan ser detonante de una epidemia de enfermedades gastrointestinales.
El problema de la acumulación de basura se complica debido a que en la parte frontal del mercado, es decir en la avenida Insurgentes se tuvo un nuevo colapso del sistema de drenaje que produce una especie de fuentes en las tapas de las ollas y el agua negra escurre por la avenida, luego baja por la colonia Morelos y llega hasta el río Huacapa.
Durante el recorrido que este reportero realizó en el sistema de drenaje no se vio a ninguna brigada trabajando para destaparlo a pesar de que las personas que van al mercado tiene que pasar brincando entre el lodo y agua negra. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: